[Imagen]

LA PERSONALIDAD INSULSA - 15 DE JUNIO DE 1969


[imagen]
“El ‘ingeniero social’ que está dedicado a producir una utopía totalitaria, está intentando ansiosamente rediseñar la ‘personalidad aceptable’ hacia un estado sumiso y carente de emociones”.

 E
l “ingeniero social” que está dedicado a producir una utopía totalitaria, está intentando ansiosamente rediseñar la “personalidad aceptable” hacia un estado sumiso y carente de emociones.

     Las personas que se molestan, se enfadan, se emocionan o se exaltan se encuentran del mismo modo en sus listas negras.

     Sin embargo, es un hecho que la principal queja de los psicóticos que se hallan en los centros mentales, es que ya no pueden “sentir” nada. Ya no pueden estar contentos ni tristes, ni “sentir” en respuesta a la vida. Simplemente son insensibles.

     El psiquiatra y el psicólogo declaran como anormal cualquier desviación de un único estado mental monótono de “buen perro”. Tienen palabrotas rimbombantes en latín para cualquier reacción de la personalidad o para cualquier diferencia de comportamiento en los hombres. Todos estos estados son “dementes”. Buscamos en vano cualquier aprobación de alguien que esté contento. En vez de eso encontramos la palabrota “eufórico” que significa “psicóticamente alegre”.

     La comida de restaurante de hoy en día es en su mayoría “insulsa”, lo cual quiere decir “inofensivamente insípida”. Uno busca en vano en los menús del Hilton platos picantes o de sabores fuertes. Puesto que de vez en cuando un cliente se queja de los sabores fuertes, TODO EL MUNDO debe ser sometido a los platos insípidos.

     Lo mismo pasa con el “experto” social totalitario. Empleado por el estado, esperanzado incluso de gobernar el estado, concibe su trabajo como una especie de criador de perros que castiga cualquier cosa que no sea una personalidad que pase inadvertida. Es fácil mantener a los “buenos” perros bajo disciplina. Por eso, a todos los perros que muestran cualquier signo de que se alegran o saltan por algo o que hoy no se sienten por la labor, se les estigmatiza rápidamente como que tienen tendencias “psicóticas”. Esto mantiene al criador de perros fuera del atolladero en caso de que cualquier cosa vaya mal. Como, de todas formas, a este criador de perros en particular no le gustan los perros, le ahorra mucho trabajo si sólo tiene perros con personalidades negativas.

     La cuestión de quién va a quedar lo suficientemente vivo e interesado como para dirigir algo, nunca le entró en la cabeza al tirano social.

     Y la otra pregunta de quién va a seguir interesado en la vida lo suficiente como para querer vivirla, plantea un porcentaje futuro muy elevado de suicidios.

     La personalidad insulsa (no alegrías, no penas, sumisa, obediente y aburrida) es el objetivo obvio de los expertos sociales del gobierno.

     Observa al hombre de mañana: nunca interesado por nada.

     Probablemente ni siquiera hablará: es más probable que ladre.

L. Ronald Hubbard

     L. Ronald Hubbard



AnteriorNavigation BarSiguiente

| Anterior | Glosario de términos de Scientology | Índice | Siguiente |
| Encuesta acerca de este Site de Scientology | Sites de Scientology relacionados | Librería | Página Principal |


info@scientology.net
© 1998-2004 Church of Scientology International. Todos los derechos reservados.

Información sobre marcas registradas.


Visita el Librería Índice Visita el Sitio de L. Ronald Hubbard